Siguiente publicación

Cómo evitar el estrés en Navidad



Se acercan las Navidades, unos días de fiesta cargados de ilusiones que generalmente se aprovechan para compartir con los seres queridos y desconectar de la rutina diaria. Sin embargo, para todo el mundo la Navidad no es sinónimo de alegría y sentimientos positivos.


Estos también son días de no parar: se acumulan cosas que hacer en poco tiempo (compras, preparativos, etc.), hay que asistir a muchos compromisos sociales que no siempre apetecen y se suele gastar en exceso. Estos entre otros aspectos suelen generar malestar, estrés o agobio en muchas personas.


¿Qué podemos hacer para evitar el estrés en Navidad?

  • Disfrutar de las reuniones sociales, y aprovechar para compartir tiempo y experiencias con quienes queremos. En caso de encontrarse con alguien indeseado, lo mejor es evitar estar cerca desde la cordialidad, y acercarse a aquellos con quienes uno se sienta a gusto.

  • Evitar hablar o sacar temas polémicos en las reuniones sociales, para no generar estrés y conflictos.

  • Tener tiempo para uno mismo, para poder desconectar en soledad o en compañía.

  • Gestionar el gasto con prudencia y no derrochar.

  • Implicar a toda la familia en los preparativos y delegar responsabilidades para evitar el cansancio y agotamiento que suponen.

  • Decir NO cuando sea necesario. No siempre se puede acudir a todos los compromisos, tenemos derecho a decir no y aprovechar nuestro tiempo para hacer aquello que realmente nos apetece.

  • Tener unas expectativas realistas. A veces nos centramos en que todo tiene que salir perfecto, y es esa expectativa poco asequible lo que nos genera malestar.

  • Divertirse y hacer de las fiestas navideñas una experiencia positiva, centrarnos en lo positivo que nos ofrecen y evitar que las pequeñas desavenencias empañen estos momentos de convivencia.

#Navidad #vacaciones #familia #conflictos #disfrutar #ocio #salud #estrés